La nueva marca de Concha Díaz del Río, CXC, reinventa la joyería tradicional. Irrumpió en el mercado con una estética única y atemporal, caracterizada por la atención en el detalle, la originalidad, la búsqueda de la armonía en las proporciones y la máxima calidad.

Tienda Augusto Figueroa

Tienda Augusto Figueroa, Madrid

Grandes detalles

Un mostrador suspendido de una pulsera de cuero gigante nos hace sentir en un espacio algo surrealista donde la creatividad no tiene límites. En la trastienda, decorada con las habituales obras de Concha Díaz del Río, una jaula dorada y abierta es habitada por unos singulares pájaros realizados con bolsas de la firma por Alfredo Velasco.





Pequeños detalles

El blanco, presente en todo el local, el dorado y el cristal confieren a la tienda una magia que te cautiva desde que cruzas el umbral. Un espacio onírico donde fluye la creatividad entremezclada entre olores de palo santo y la belleza cautivadora de los materiales nobles con los que están confeccionadas las joyas.


La barra de las mil y una tentaciones… Si te entran las ganas de probar todos los anillos, ¡bien! Para eso está. Venga, uno en cada dedo.





Rincón secreto

Si, es verdad. Hemos traído un poquito del mundo privado de Concha Díaz del Río a la tienda. Para que te sientas como en su casa. Cada detalle, cada elemento, cada rincón… todo desborda creatividad, belleza e imaginación.





Sopresas

La tienda es un espacio donde podrás encontrar numerosas sorpresas y sobre todo, piezas únicas. Un espacio donde la creatividad invade cada rincón y donde hay un hueco de honor para la colaboración con otros artistas.